Veni, vidi, vici

12 de abril de 2013

No está mal eso de debutar ganando, es algo con lo que cualquier casa sueña cuando crea algo nuevo, y sobretodo cuando la carrera tiene una dificultad añadida como la de durar 12 horas. Eso ha sucedido en las 12 Horas de Hungaroring, el Gallardo GT3 FL2 creado conjuntamente entre Reiter Engineering y Lamborghini ha acabado en primera posición.

Pilotado por Marc Hayek, Peter Kox y Nico Pronk esta unidad en particular ha recorrido más de 1.500 kilómetros tras girar 344 veces en la pista húngara. Todo esto no hace sino demostrar la eficacia de esta nueva maestra, como ya he dicho, creada por Reiter Engineering en colaboración oficial con Lamborghini.

Según el Pronk Nico el Gallardo GT3 FL2 es rápido y fiable, lo cual se tradujo en una gran carrera sin problema alguno. Esto es más de lo que Reiter esperaba y da muy buenas sensaciones saber que ha sido un trabajo bien hecho el realizado en este coche. De hecho desde los entrenamientos quedo patente al conseguir la primera posición en la parrilla de salida.


El coche fue en cabeza de principio a fin. Calificable como de dominio absoluto la vuelta rápida se hizo en un tiempo de tan solo 1:49.026. Ese fue el tiempo necesario para dar una vuelta a los 4.381 metros del circuito.

Peter Kox también declaró que el rendimiento del coche estaba a un nivel alto durante toda la carrera, no hay problemas o fallos. Según el el V10 funciona como un reloj de precisión. 

"Una buena manera de empezar la temporada", según el Mark A. Hayek, quien afirma que siempre es bueno empezar así la temporada, aunque asegura que este GT3 FL2 va a tener mucha competencia.

Es bueno empezar así la temporada y esperamos mucho del Gallardo de GT. La espectación está por todo lo alto. Así que como diría Julio Cesar "veni, vidi, vici".